20/5/12

La libreta de autografos


Siempre nos gusta dejar pensamientos donde quiera, se recuerdan cuantos coleccionamos en los autografos de nuestra juventud( aquellas libretas llenas de veristos romanticos, firmas de chicos guapos del aula y pensamientos profundos que en la juventud no apreciamos , encontre hace algunos años una mia en un cajon en el garaje de Papà, ese misterioso almacen de tuercas herrumbrosas, tornillos roscachapa, piezas de intercomunicaodres de primera generacion hechos con radios y bocinas desmontados y piezas de maquinas americanas que el viejo mecaniqueaba en sus momentos libres. Alli entre algunos dibujos y cosas tejidas y bordadas con multiples cocotazos de abuela que decia aprende a ser curiosa, encontre una vieja libreta de cuando estaba en la secundaria, para la precision en 9no C. Y encontre fragmentos de versos de Buesa, de los cuales comparti con uno amigos amantes de poesia en el social network mas famoso en Cuba...facebook , y otros que junto a algunas fotos quiero compartir en mi blog, pues los pensamientos eran son y seran siempre validos y los poemas son profundos y disimiles....que buena generacion la de mi escuela secundaria, dio muchisimos profesionales pensandolo bien nuestras generaciones de los 60 a los 70 son las que mas han aportado mundialmente, eramo los hijos del desarrollo mundial en cualquier pais del mundo no piensen en uba , la decada de Oro y la New Generation estabamos en la cima del mundo.
ANÍMATE... cada pensamiento alegre es un mensaje que se le dá al mismo rostro y lo vuelve mas simpático... Un aburrido es uno que te priva de la soledad sin ofrecerte compañía. Gain Vincenzo Gravinia No hay que esperar que el barco venga por uno. Lo único que hay que hacer es tomar un bote y bogar hacia él. Thomas Burke. Lo más importante en este mundo no es dónde estamos parados, sino en que dirección nos movemos. Oliver Wendell. No es triste ser ciego, es triste no ser capaz de soportar la ceguera. Anónimo. La vida es en un diez por ciento lo que haces con ella y en un noventa por ciento cómo la tomas. Anónimo.
Si lo único que dejamos a nuestros hijos es la capacidad para cambiar de actitudes, les habremos dado una propiedad de incalculable valor. T. A. Edison. Dos hombres miran a través de la misma reja, pero uno mira al lodo y él otro a las estrellas, esto nos enseña que todo depende de la actitud con que mires la vida. Frederick Langbridge. Levántate, sacúdete el polvo y empieza todo otra vez. Dorothy Fields. Estos son mis puntos débiles. Ahora tengo que encontrar algo para lo que sirvan. Marshall. Mientras puedas, ahorra para la vejez y la necesidad, porque el sol de la mañana no dura todo el día. Benjamin Franklin. Prefiero molestar con la verdad que complacer con adulaciones. Séneca. Es fácil ser agradable cuando la vida fluye como una canción, pero el hombre valioso es aquel que sonríe cuando todo va enteramente mal.
LA DESPEDIDA.-MIKHAIL LÉRMONTOV ¡Adiós! Nunca más nos encontraremos ni nos daremos la mano nunca más. ¡Adiós! Tu corazón es libre desde ahora aunque no volverás a ser feliz jamás. Sé que palpitará de nuevo con ímpetu doloroso tu corazón cuando oigas el nombre de aquel amigo que ya hace tiempo desapareció.
INVITACIÓN AL VIAJE-NIKOLAI GUMILEV ¡Partamos! ¿No te gustaría escuchar a la hora en que se yergue el sol las extrañas baladas y los cuentos de las rosas de Abisinia? Cuentos de antiguas reinas magas, de leones coronados de flores, de los ángeles negros, de las aves que tienen su hogar entre las nubes. Allí haremos de abeto nuestra casa: esquineros de piedra le pondremos; los paneles serán roja caoba y los pisos serán de palisandro.
En el tronco de un árbol voy a grabar tu nombre pero con mi capricho, vulgarmente galante, dejaré satisfecha mi vanidad de hombre, acaso más profunda que mi orgullo de amante. En esas letras toscas que grabará mi mano, tu nombre sin ternura crecerá hacia el olvido, pues, fatalmente, un surco que ha florecido en vano es cien veces más triste que el que no ha florecido. Y pasarán las nubes sobre el árbol que ignora que hay amores fugaces como sus primaveras... Y un día, al ver el nombre que estoy grabando ahora, me encogeré de hombros, sin recordar quién eras... Buesa

No hay comentarios: