22/10/09

Anotandome para la asignatura pendiente


Soy poco amante de copiar articulos, prefiero a veces solo riflexionar alocadamente acerca de cosas actuales de mi tierra, sin embargo hoy amigos me mandaron a leer un link en KAOS y me gusto lo que leì , y aqui lo pongo, porque yo deseo de todo corazon que se rectifique para que mi tierra natal supere el momento actual con mejoras para los que alli viven.

Asi pues copio y encolo para los que me visitan:


Asignatura pendiente: Hay que rectificar.

Siempre se ha dicho que rectificar es de sabios, ¿entonces somos ignorantes?
Víctor Herrera | Particular | Hoy a las 2:24 | 46 lecturas
www.kaosenlared.net/noticia/asignatura-pendiente-hay-rectificar
Artículo/noticia publicado/a en Kaosenlared.net en el apartado de Libre Publicación NO seleccionada/o por el Colectivo Editorial


Cuántas veces hemos oído a través de los muchos años de sacrificio de nuestro pueblo la palabra “rectificación de errores”, incluso esa fue la consigna y nombre de uno de los años de la Revolución, cuando se pensaba seriamente que el nombre del año significaba una prioridad para resolver problemas relativos al mismo, con el paso de los años el nombre ha dejado de ser importante porque sólo era formal o más bien político, nada o casi nada tenía que ver con las soluciones esperanzadoras del escogido nombre. La consigna dejó de tener valor casi a partir de “el año de los 10 millones”, que tuvo graves consecuencias para la industria y la agriculturacañeras.

Hay que rectificar, el sistema de elecciones parlamentario cubano que debiera ser escogido en elecciones libres sin condicionamientos políticos, del 100% de su membrecía, incluido su presidente.

Hay que rectificar, el sistema judicial y códigos penales de nuestro país y todas sus leyes para dejar de ser todos tratados como delincuentes, dejar de ser juzgados por “delitos políticos ejemplarizantes” como si fueran delitos jurídicos y tener las garantías verdaderas que nos brinda la constitución y los pactos firmados con las Naciones Unidas.

Hay que rectificar, el sistema de inmigración para dejar de desterrar a los ciudadanos cubanos que determinen emigrar por cualquier razón y por el tiempo que estimen conveniente y dejar de incautarles sus propiedades, el tener que pedir permisos de salida, dejando el libre flujo de ciudadanos hacia afuera y dentro de nuestro país.

Hay que rectificar, nuestro sistema socialista y aplicar el principio de un socialismo participativo y democrático, liberar las fuerzas productivas dejando los medios de producción en manos de los verdaderos dueños que son los trabajadores.

Hay que rectificar, el sistema centrista y estatista, con retribución asalariada de los trabajadores, establecer un sistema democrático que armonice de forma horizontal todas las tareas que sólo el estado realiza sin consultar a la sociedad, incluyendo las inversiones para su reproducción ampliada.

Hay que rectificar, el papel del estado que deberá organizar metodológicamente con sus ministerios las funciones de control, planeamiento, impuestos, seguridad social, la educación integral, la salud, la defensa, relaciones internacionales, la aplicación de la justicia y las de carácter estratégico, en nombre de la sociedad a la que debe servir.

Hay que rectificar, para permitir que se creen la pequeña y mediana empresa con apoyo fundamental a aquellas de carácter familiar creadas para que se ocupe de los servicios municipales, recibiendo apoyo financiero del estado.

Hay que rectificar, para que se establezca el respeto a la propiedad individual incluidas casas y autos, que la sociedad pueda disponer libremente del producto de su trabajo como mejor estime conveniente con arreglo al pago de impuestos de forma racional, que no tienda a desanimar a las pequeñas iniciativas privadas inherentes.

Hay que rectificar, permitiendo el libre flujo de información a la sociedad sin restricciones utilizando los medios que sólo están ahora para la información oficial, informar sin reservas de nuestros problemas y deficiencias para ganar conciencia en mejorar nuestra actitud y capacidad de respuesta a las dificultades, pero sin secretismos y caminos por las ramas, sin levantar falsas esperanzas magnificando sólo los logros y ocultando nuestros errores.

Hay que rectificar, el estado policial existente y la forma en que se ejercen las medidas coercitivas para lograr metas que no representan el sentir de la sociedad en su mayoría, hay que dejar de vincular el desempeño de los individuos al chequeo sistemático de su comportamiento en la cuadra por el comité o CDR correspondiente, que se presta lamentablemente para volcar sentimientos ajenos al socialismo, como la envidia, el odio, la frustración y otros no menos despreciables con los cuales hemos restado a muchas personas de bien del apoyo que la revolución y nuestro país necesita de cada uno de nosotros.

Hay que rectificar, eliminando la dualidad monetaria, que evita que la sociedad gane conciencia para trabajar y aportar bienes necesarios para salir del subdesarrollo a que nos llevado el bloqueo externo y el interno no menos destructivo que el primero, desarrollando la capacidad instalada de nuestros obreros, profesionales y campesinos, permitiendo que las ideas lleguen a formar parte de las reservas que tenemos para producir mejor cada día, sin discursos y con acciones propias de dueños.

Hay que rectificar, que nuestras exportaciones no sólo se basen en la prestación masiva de servicios médicos, de deportistas, maestros y otros servicios profesionales, que inciden en la depauperación de los mismos servicios a la sociedad, ya que se vuelcan al exterior en cantidades que están afectando sensiblemente la calidad delos mismos en el país, prueba de ello son la salud y la educación que han retrocedido de forma preocupante, debemos invertir en la renovación de nuestras industrias y en la agricultura que son el mayor beneficio que podremos lograr.

Hay que rectificar, tantas cosas que serían infinitas las cuartillas que se pudieran usar y siempre dejaríamos algo importante sin mencionar.

3 comentarios:

GaviotaZalas dijo...

interesantisimo era hora!!!
saluti

Armienne dijo...

O sea, que hace falta una nueva Cuba.

Hilda Clerge dijo...

No yo diria que simplemente hay que hacer una nueva mentalidad para arreglar los errores y omisiones a Cuba,